Sección Informativa

Tesis de Postgrado


Calderón, M. 1999. Estándares para la transformación de la producción tradicional a la producción orgánica de café en fincas diversificadas. Tesis M.Sc. CATIE, Turrialba, Costa Rica.


La investigación se realizó en el departamento de Olancho, en el noreste de Honduras. El grupo meta lo conformaron los productores de café afiliados a la Cooperativa Agroforestal Río Plátano Limitada (COAFORPLA), con sede en la aldea Las Marías, Jurisdicción del municipio de Dulce Nombre de Culmí.

Se recolectó información de 134 productores de café en 28 comunidades para un total de 137 fincas (tres productores son propietarios de dos fincas cada uno). Las fincas se encuentran a una altitud de 600-800 msnm.

La descripción de la producción tradicional de café de los pequeños productores se representó por medio de la función de producción Cobb-Douglas, tomando como variable dependiente el rendimiento y como variables independientes los tres factores de producción: área cultivada con café (mz), mano de obra contratada (lempiras) y mano de obra familiar (jornales). La función se utilizó para estimar la producción de las fincas tradicionales convertidas a orgánicas.

Para el análisis económico y financiero se hizo una simulación de la situación deseada, es decir, de la producción de café tradicional a café orgánico. Se utilizó el programa Farmod del Banco Mundial para modelar las 128 fincas familiares que están en producción de café.

Los flujos financieros de las fincas analizadas se descontaron a la tasa real activa promedio de los primeros siete meses de 1999, esto es, restándole a 30% la inflación de 12,5% para una tasa de descuento de 17,5% anual.

En el análisis financiero individual, 102 fincas obtuvieron una TIR mayor al 17,5%. El criterio adoptado para aceptar una finca como elegible para la certificación fue restar una desviación estándar de la TIR con respecto a la TIR promedio (TIR = 31,4%), a la TIR de cada una de las 128 fincas (TIRi — 1óTIR), donde óTIR = 11,7%.

Se seleccionaron 71 fincas tradicionales susceptibles a transformarse en producción orgánica de café con ventajas comparativas al resto de las demás fincas. Al realizar el análisis financiero global de estas fincas se obtuvo una TIR de 32,7% y un VAN en Lps. 3 519 892 para un período de producción de diez años.

Se realizó un análisis de sensibilidad en tres escenarios: a) sin incrementos en la productividad de las fincas convertidas, es decir, con la producción observado: b) una disminución de 10% a 5% en el sobreprecio observada; c) sin incrementos en la productividad y disminución del sobreprecio por café orgánico certificado de 10% - 5%.

La situación de producción orgánica esperada resultó favorable al ser castigada mediante los tres escenarios explicados. La mayor sensibilidad se presenta ante cambios en los rendimientos esperados. Al evaluarse el flujo de efectivo con los rendimientos observados se obtuvo una TIR que supera en 6,5 puntos al costo de oportunidad.

La disminución del sobreprecio por café orgánico certificado no presentó mayor sensibilidad cuya variación fue de apenas 1,9 puntos por debajo de la situación deseada evaluada originalmente.

El tercer escenario consistió en juntar los escenarios a y b resultando un TIR de 21,9%, situación que da mayor confianza para decidir convertir las fincas tradicionales a fincas orgánicas.

 


Romero, A. 1999. Producción de almácigo de café con abonos orgánicos. Tesis M.Sc. CATIE, Turrialba, Costa Rica. 79 p.

La producción de almácigos de buena calidad es una fase crítica en la caficultura y es fundamental para el éxito de la actividad. Con el propósito de evaluar el efecto de abonos orgánicos en la producción de almácigo de café, en condiciones de sol y sombra, como alternativa para sustituir el uso de fertilizantes químicos y promover la caficultura ecológica, se llevó a cabo esta investigación en el área experimental Cabiria del CATIE, Turrialba, Costa Rica durante el período comprendido entre febrero y agosto de 1999.

Los tratamientos fueron tres niveles de abono verde de Erythrina poeppigiana, tres tipos de abono bocashi en diferentes proporciones de mezcla, abono de pulpa de café, gallinaza y lombricompost, así como también la asociación micorrízica y fertilización química. Todos los tratamientos se dispusieron de manera aleatoria en el campo, siguiendo el diseño experimental de parcelas divididas con dos niveles de intensidad lumínica: plena exposición solar y sombreamiento artificial de 50%, utilizando sarán. A los seis meses del trasplante se evaluaron las siguientes variables: altura de planta (cm), vigor, número de nudos, porcentaje de defoliación, incidencia de chasparria, contenido de materia seca y de nutrimentos. Bajo la condición de 50% de sombreamiento, las plantas de café tuvieron mayor crecimiento en la mayoría de los tratamientos con abonos orgánicos, excepto con biomasa de poró donde se observaron los menores valores. En general, en los tratamientos con bocashi fueron más evidentes las diferencias estadísticas entre condiciones de iluminación, lo que refuerza la suposición de una interacción positiva entre la sombra y el efecto del abono tipo bocashi. El manejo convencional generalmente tuvo un comportamiento similar a los tratamientos con bocashi, gallinaza y pulpa de café, con los cuales las plantas de café tuvieron mejor crecimiento; lo cual demuestra que estas enmiendas son capaces de sustituir la fertilización química. No hubo interacción estadísticamente significativa entre tratamientos y condición de iluminación para las variables defoliación e incidencia de chasparria, la adición de micorriza al suelo no difirió del testigo suelo solo, además, estas plantas mostraron poco desarrollo y vigor. Los análisis foliares solo mostraron deficiencias de zinc, a pesar de que su nivel en el suelo y en todos los sustratos fue alto, sin embargo, esto garantizó su absorción.

Con 50% de sombra, los resultados mostraron que no hay diferencias para todas las variables entre la fertilización química y la orgánica. El crecimiento de las plantas en el sustrato suelo fue menor que en la mayoría de los tratamientos orgánicos. Estos resultados comprueban que los abonos orgánicos como bocashi, gallinaza y pulpa de café son eficientes sustitutos de los fertilizantes sintéticos debido al comportamiento mostrado por las plantas. El lombricompost aunque tuvo un efecto significativo respecto al testigo, no fue de los tratamientos orgánicos más destacados. Para la preparación de abono tipo bocashi para almácigo de café se puede sustituir las granzas de arroz por cascarilla de café sin afectar la calidad del abono ni su efecto favorable sobre las plantas. La mejor proporción de mezcla de abono suelo fue 25:75.

 


Astorga, C. 1999. Caracterización de variedades cultivadas de café (Coffea arabica L.) conservadas en el banco de germoplasma del CATIE. Tesis M.Sc. CATIE. Turrialba, Costa Rica. 130 p.


El cultivo del café ha sido tradicional en Centro América y ha estado ligado al desarrollo social y económico de la región, generando el 3,8% del Producto Interno Bruto y ocupó el tercer lugar en la producción mundial. En 1996 la producción estaba concentrada principalmente en manos de pequeños agricultores; además esta actividad ha representado una fuente importante de empleo.

La especie más cultivada en el mundo es C. arabica, originaria de las regiones altas de Etiopía y Kenia y cultivada en las tierras altas de América tropical. El material genético actualmente cultivado tiene como origen una base genética muy estrecha, derivada básicamente de dos poblaciones de porte alto Typica y Bourbon a partir de muy pocas semillas introducidas en el siglo, XVIII y XIX de Holanda y la Isla Bourbon. Con el descubrimiento y selección de una planta de porte bajo en Brasil, se desarrollo la variedad Caturra, la cual permite cosechas más fáciles y densidades de siembra más altas, pero susceptibles a la roya del café (Hemileia vastatrix) y a los nematodos. Otro esquema de mejoramiento genético se generó a partir de los híbridos de Timor, las variedades que derivan son resistentes a la roya, a algunas especies de nematodos y a algunas cepas de la antracnosis del fruto (Colletotrichum kahawae).

Los objetivos de esta investigación fueron evaluar en CATIE, la capacidad de los marcadores moleculares para la caracterización varietal de café y evaluar la diversidad genética del material cultivado (Typica, Bourbon, Silvestres, e Introgresados) de café por marcadores moleculares y observaciones agro-morfológicas.

Para la caracterización agro-morfológica se utilizaron características de la planta, fruto y grano. Se determinó para las características morfológicas una alta variabilidad genética entre variedades y entre árboles. La variación entre variedades es producto de la variación genética, en tanto que la variación entre árboles es producto de la influencia del medio ambiente, factores fisiológicos y de manejo del germoplasma, por ser materiales homocigotos.

El color del brote de café es una característica importante para clasificar las dos poblaciones básicas de Typica y Bourbon. Los componentes de varianza indican que el factor variedad es el que más contribuye a la variabilidad observada, y los índices de heredabilidad demuestran que es factible obtener progresos genéticos en programas de selección en las variedades estudiadas.

Las características de fruto, grano y fertilidad permitieron determinar la variabilidad genética presente entre grupos de café. La característica de relleno del fruto se presentó como la más importante para clasificar variedades entre el grupo Typica y Bourbon.

Para la caracterización molecular se utilizó RAPD. El polimorfismo detectado fue alto debido a la presencia de genotipos de C. canephora y al grupo de introgresados; sin embargo, el número de marcadores polimórficos fue bajo. Por medio del cálculo de las similitudes entre individuos, dendrogramas y análisis de componentes principales se estimó las distancias genéticas entre grupos, y se generó la clasificación de los grupos genéticos. Se identificó los marcadores diferentes entre cada grupo y los marcadores comunes entre grupos.

La distancia genética entre el grupo Typica y Bourbon fue no significativa, demostrando la estrecha base genética que caracteriza estos grupos; sin embargo, la distancia genética de estos grupos respecto al grupo Silvestres fue significativamente mayor, presentando una mayor variabilidadd genética entre estos grupos.



INDICE